Les prometen hacerse cargo de daños en Plaza Patria

Foto: Grettel Rosales

Los propietarios de los vehículos que quedaron inundados en el estacionamiento subterráneo de Plaza Patria tienen la promesa de que el centro comercial se hará cargo, pero según ajustadores el monto podría rebasar más del millón de pesos.

Un día después del caos que se vivió por la tormenta en la ciudad, principalmente en Zapopan, en el centro comercial el escenario general que se aprecia es de trabajadores limpiando los locales y autoridades tratando de dezasolvar el estacionamiento inundado y dónde quedaron decenas de carros atrapados.

"No había venido a esta parte (de construcción nueva de la plaza) y vi algunos charcos, si se me hizo raro, pero venimos a traer a mi hijo a los juegos y aunque sí escuchamos el granizo no creímos que esto pasaría", comentó el propietario de una camioneta Hyundai 2015 que quedó en el sótano del estacionamiento.

El hombre comentó que está mañana le informaron que el centro comercial se iba hacer responsable por los daños, aunque otros afectados han optado porque su seguro sea el que intervenga.

"Nosotros sí nos hacemos responsables, pero con deducible. La Plaza está viendo la manera de pagarlos, pero por la cantidad de carros afectados quién sabe si esto sea cierto", comentó un ajustador de la compañía Atlas, quien hasta el momento atiende a cinco clientes que resultaron afectados.

No es el único ajustador, en la plaza se encuentran varios afuera de las oficinas de la administración de la plaza con los dueños de los carros.

De acuerdo con estimaciones del trabajador el monto de los daños podría rebasar el millón de pesos, pero hasta ahora la administración no ha dado a conocer el total de carros que aún están atrapados bajo el agua.

Por otro lado, trabajadores de la empresa constructora encargada de hacer dicho estacionamiento y la ampliación del centro comercial llegaron desde las 8:00 horas y comenzar a limpiar tras ser convocados de urgencia, y saben que su jornada podría ser hasta las 10 de la noche.

"Tenemos la orden de que hasta que todo quede bien limpio", comentó Rosendo Ferreira Nava, trabajador.

Los propietarios y encargados de negocios a dónde también se metió el agua también se dieron cita para verse con su seguro contratado y hacer la evaluación de los daños.

EG