Banxico encarece el precio del dinero

LA META. El titular del Banco de México mostró su preocupación porque la meta de la inflación (de 3 por ciento) con la que quiere finalizar el año, está en riesgo. (Foto: Especial)

El Banco de México (Banxico) subió el precio del dinero a máximos no vistos desde hace casi una década, tras considerar que algunos riesgos para la inflación se están materializando, lo que afectaría el camino a su meta.

Dichos riesgos son una mayor debilidad del peso y presiones sobre los precios de las gasolinas y el gas LP.

La junta de gobierno del banco central anunció un incremento por unanimidad de 25 puntos base para su tasa de interés de referencia para dejarla en 7.75%, un nivel no visto desde febrero de 2009. Se trata del segundo aumento en 2018.

El incremento era ampliamente esperado por el mercado, en un contexto donde el peso mexicano se ha debilitado hasta llevar al dólar al mayoreo a casi los 21 pesos y al menudeo por arriba de este precio.

La decisión estuvo en línea con las expectativas de la mayoría de los analistas consultados en un sondeo, en el cual 16 de 22 esperaban que la entidad elevara la tasa clave en 25 puntos base.

El peso mexicano extendió sus ganancias tras el anuncio del banco central con lo que el dólar al mayoreo tocó un mínimo de 20.26 pesos. Aunque analistas consideran que el mercado ya había descontado el incremento de la tasa y que si bien la moneda se apreciaría tras la decisión, sería un avance momentáneo.

Los integrantes de la junta advirtieron que aumentó el riesgo para que la inflación tenga un ritmo más lento hacia la meta de 3 por ciento más/menos un punto porcentual, que hasta ahora ha previsto se alcance en el primer trimestre de 2019.

“Lo que podría retrasar el logro del objetivo de 3 por ciento de no modificarse la postura monetaria”, indicó el banco central en su mensaje.

La inflación general en el país ha comenzado un camino hacia la meta del banco central de 3 por ciento más/menos un punto porcentual luego que 2017 se aceleraba por el gasolinazo. En mayo se desaceleró a una tasa anual de 4.51 por ciento. El próximo viernes se dará a conocer el dato de inflación para la primera quincena de junio a las 8:00 horas.

Banxico dijo que algunos riesgos al alza para la inflación han comenzado a materializarse. Entre ellos está una mayor debilidad del peso mexicano frente al dólar a lo que se suman precios sobre los incrementos de los precios de las gasolinas y el gas L.P.

Analistas, con diferencias

Analistas financieros tienen diversos estimados sobre el futuro actuar del instituto central.  El Grupo Financiero Monex indican que dado el escalamiento de los riesgos tanto a nivel nacional como internacional, el Banxico adoptó un tono de mayor cautela, advirtiendo sobre el impacto que los riesgos puedan llegar a tener sobre la economía mexicana.

Ante ello, los expertos del grupo financiero consideran dos posibles actuaciones, la primera es que el organismo esté dejando abierta la posibilidad de incrementar la tasa de referencia más adelante y la segunda es que podrían modificar sus estimados de inflación para este y el próximo año, recalcando la dificultad para llegar al objetivo del 3.0 por ciento.

TEMOR. Los riesgos son una mayor debilidad del peso y presiones sobre los precios de las gasolinas y el gas LP.
________________

Al respecto, el departamento de Estudios Económicos de Scotiabank consideró que dados los riesgos que hay para la inflación, se espera que Banxico suba las tasas de interés en su próxima reunión de política monetaria.

“Si lo que motiva la decisión de incrementar la tasa en esta ocasión es el riesgo de que la inflación desacelere su ritmo de convergencia, se puede concluir que Banxico va muy en serio con la búsqueda de su objetivo inflacionario”.

Ello, añade, representaría una postura mucho más firme que la que se había notado en otros ciclos y pone en perspectiva nuevos incrementos en la tasa de interés de referencia en el futuro cercano, ya que los riesgos para la inflación se ven por todos lados y seguramente continuarán presentes.

La fed

El pasado 13 de junio, el Comité Federal de Mercado Abierto de la Reserva Federal de Estados Unidos incrementó por unanimidad el objetivo de su tasa de fondos federales en 25 puntos base, para dejarlo en un rango entre 1.75 y 2 por ciento, su mayor nivel en 10 años.

Desde el inicio del actual ciclo de alzas de tasas, en diciembre de 2015, en ninguna decisión de política monetaria del Banxico se ha separado del aumento anunciado por la Fed.

Desde diciembre de 2015, la Fed ha elevado su tasa en siete ocasiones, acumulando un aumento de 175 puntos base. En tanto que el Banxico lo ha hecho en 12 veces en el mismo periodo, sumando 475 puntos base.

En el segundo trimestre de este año, el peso se ha depreciado poco más de 12 por ciento frente al dólar, pero las autoridades cambiarias mexicanas no han intervenido debido a que el tipo de cambio se ha comportado como amortiguador de las tensiones comerciales globales. Redacción

JJ/I