Se vuelca un camión de Bomberos Tlaquepaque

PIE DE FOTO: LABORES. En el sitio del accidente se requirió una excavadora para sacar a la unidad municipal. (Foto: Ezequiel Cruz Romo)

La lluvia y el arreglo de la calle Ahuehuetes provocaron que dos elementos de Protección Civil y Bomberos Tlaquepaque a bordo de una pipa terminaran volcados tras ingresar accidentalmente a la obra, ubicada en la colonia Loma Bonita Ejidal, en la Villa Alfarera.

Ambos brigadistas resultaron ilesos, pero el vehículo quedó estancado al interior de un socavón, entre la tierra humedecida y tendido de su costado izquierdo.

De acuerdo con los bomberos, el incidente se suscitó alrededor de las 5:15 horas, en plena lluvia de madrugada, al momento en que se dirigían a atender el reporte de una inundación en la calle Orquídea.

“Venía circulando sobre la calle Ahuhuetes, la cual no se encuentra señalizada en tiempo de lluvia, venía con bastante agua. Al ir circulando hacía el servicio de una inundación nos encontramos con el socavón, del cual no nos percatamos y sufrimos la volcadura. Sólo viajamos su servidos y mi compañero”, señaló José Guadalupe Celis Rangel, oficial de Protección Civil Tlaquepaque.

Para lograr sacar la pipa, con 7 mil litros de capacidad, fue necesario el apoyo de una excavadora, de la cual amarraron una cadena para jalar al vehículo hacia un costado del camino y ponerlo en pie.

El hecho atrajo la atención de vecinos y locatarios de la zona, quienes mencionaron no tener conocimiento claro de qué trata la obra que se realiza sobre la calle Ahuhuetes desde Río Mezquitic hasta avenida Patria. Los habitantes sólo informaron que la vialidad fue abierta cinco semanas atrás.

Según los vecinos, los trabajos tendrían su razón de ser en el cambio del sistema hidráulico debido al constante paso y estancamiento del agua, lo que produce baches y hundimientos en la vialidad.

“¡Impresionante!, casi se comió el socavón al camión. Aquí cada año se abren hoyos y se tapa el paso, siempre es lo mismo. Donde está el vehículo, todos los temporales, terminan los carros caídos, pero no a la magnitud de este y menos uno de bomberos”, contó doña Leticia Núñez, quien tiene su tienda de abarrotes justo enfrente de donde ocurrió el accidente.

No obstante, éste no fue el único vehículo afectado de esta manera, pues a una cuadra de distancia, al pasar la calle Río Tuxpan, un camión de una empresa sufrió el mismo infortunio y la parte delantera quedo hundida en una zanja producida por la tormenta de la madrugada.

Personas en el lugar indicaron que este incidente ocurrió previo a la volcadura de la unidad de Protección Civil, cerca de las 4 horas, cuando el chofer del autobús se dirigía a trabajar. Para rescatar la unidad también fue necesario la ayuda de la excavadora y la cadena.

“Al ir circulando hacía el servicio de una inundación nos encontramos con el socavón, del cual no nos percatamos y sufrimos la volcadura”
José Guadalupe Celis Rangel, oficial accidentado

fv/i