Los sonidos de un pueblo indignado

Impacto. La pieza sonora detona las emociones en torno a las marchas de protesta por el caso de los desaparecidos.(Foto: Cortesía)

Hoy, en el Museo de Arte de Zapopan (MAZ), se reproducirá en loop una pieza de Cecilia Moreno que habla de la indignación que hay en las marchas; es una obra realizada a partir de las grabaciones sonoras de distintas marchas que se dieron en Jalisco a partir de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa. La indignación de los gritos y las consignas de los marchantes conforman el grueso de esta especie de monumento sonoro.

La pieza parte de un proyecto que se llama Amplificaciones del fracaso, que busca reproducir el sonido de las marchas de protesta para generar una reflexión acerca de las manifestaciones y cómo todos sus ruidos pueden generar un entendimiento franco de la situación que vive México.

“A mí me parecía interesante la cuestión sonora que ocurre en una marcha y empecé a grabarlas sin tener muy clara la idea de lo que iba a pasar. Escuchar este acervo sonoro de nueva cuenta fue lo que le dio forma al proyecto”, dijo Cecilia Moreno en entrevista para NTR.

Cecilia Moreno participó como otra ciudadana indignada en las marchas que sucedieron el año pasado y el antepasado, a partir de Ayotzinapa. “Le tengo un cariño especial a este proyecto, para mí es un tema importante, estas marchas en particular movieron a mucha gente y hay partes en la pieza en que puedes escuchar consignas que difícilmente escucharías en marchas anteriores. Hay una parte en que un grupo de señoras gritan: ‘Las cazuelas en la casa, las mujeres en la marcha’, eso para mí es representativo de lo que detonan estos acontecimientos tan crueles y tristes que hacen que a la gente que por lo regular se muestra apática a estas manifestaciones, salieran de su casa”, dice la artista, “ahora que vuelvo a escucharla me sigue poniendo la piel chinita, hay muchas emociones en las voces, y eso tiene una carga emocional fuerte”.

Estas voces ahora estarán en el museo, como en una escultura sonora que evidencia, según Moreno, el diálogo que tiene la ciudad y los monumentos a partir de determinadas intervenciones: “Todos tenemos esquematizado lo que pasa en las marchas a nivel visual, ubicamos cómo es una marcha, pero para mí lo importante del registro del sonido es esta otra posibilidad de entendimiento de determinado suceso, en este caso cuál es el sonido de una sociedad indignada y triste”.

La pieza será presentada hoy, jueves 18 de mayo, en el Museo de Arte de Zapopan, a propósito de la exposición Monumentos-Antimonumentos y nueva escultura pública. La razón es que para Moreno, las marchas ocurren normalmente por un contingente que toma las calles y se desplaza, como protesta, de un monumento a otro, por la ciudad. El programa es el siguiente:

-          Charla con Sergio Fong, Norberto Miranda, Talien Ojeda y Adriana Torres a las 19 horas

-          Reflexiones alrededor del arte público y la memoria social, a partir de las acciones e intervenciones en el espacio político y social que generaron sitios para memoria, la identidad y el diálogo con la comunidad.

-          Sesión de noise político

-          Participan Cecilia Moreno y Partido Revolucionario Institucional a las 20 horas.

 

GE/I