Protegen a funcionarios en el caso Odebrecht

(Foto: Cuartoscuro)

Ciudad de México. Diputados priístas y panistas bloquearon una propuesta para que el procurador Raúl Cervantes Andrade y la secretaria de la Función Pública, Arely Gómez González, comparezcan por el caso Odebrecht.

El punto de acuerdo fue presentado por la coordinadora de Movimiento Regeneración Nacional (Morena) en San Lázaro, Rocío Nahle García, pero fue retirado de la orden del día de la sesión de este miércoles a petición de los partidos Revolucionario Institucional (PRI) y Acción Nacional (PAN).

“Me dictaminan de una forma ilógica que es un tema que ya está atendido porque se reservó a cinco años, pero yo estoy pidiendo la comparecencia del procurador y de la titular de la Función Pública”, reclamó Nahle García.

La legisladora acusó que el PAN está preocupado también porque en esa investigación saldrán nombres de políticos del partido.

La presunta corrupción en la que está involucrada la firma brasileña, sostuvo Nahle García, empezó en el sexenio del ex presidente Felipe Calderón.

En rueda de prensa demandó a la PGR extender al sexenio de Felipe Calderón la investigación del presunto pago de sobornos de Odebrecht a funcionarios para obtener contratos de obra pública.

Según expuso, la empresa Braskem, filial de la constructora brasileña, obtuvo durante el calderonismo dos créditos por 400 millones de dólares.

Nacional Financiera le otorgó un apoyo por 280 millones de dólares, mientras que el Banco Nacional de Comercio Exterior le dio otro por 120 millones de dólares, detalló.

Por su parte, Francisco Martínez Neri, coordinador de los diputados del Partido de la Revolución Democrática (PRD), sostuvo que el procurador no tiene calidad moral para investigar un asunto en el que pudo estar implicado, ya que fue funcionario del PRI cuando presuntamente se recibieron los sobornos para el gobierno de México vía Pemex, por más de 10 millones de dólares.

Piden congelar cuentas a Lozoya

En tanto, la diputada ciudadana Candelaria Ochoa presentó un punto de acuerdo en la Comisión Permanente del Congreso de la Unión para que se atienda este nuevo caso de corrupción y sobornos que involucra a funcionarios públicos del gobierno federal.

 Debido a los señalamientos contra el ex director de Pemex Emilio Lozoya Austin por miembros de la empresa brasileña Odebrecht, el primer exhorto fue a la Secretaria de Hacienda para que congele las cuentas y los activos del funcionario, en lo que se agota la investigación y se aclare el origen de sus recursos, además para que solicite el expediente e investigue a fondo para conocer quiénes son los involucrados.

 Además se exhortó a la Secretaría de la Función Pública (SFP) a que informe a la Comisión Permanente cuáles son los avances de la investigación por posibles actos de corrupción cometidos por Odebrecht México

Respaldó la petición para que el titular de la PGR se separe del cargo voluntariamente para garantizar la imparcialidad de las investigaciones por posibles actos de corrupción y tráfico de influencias.

¿Quién señala?

Luis de Meneses Weyll, quien fuera director de Odebrecht México de 2010 a 2017, es quien señala a Lozoya Austin  como la persona que recibió los sobornos de la brasileña Odebrecht, afirmó Raúl Olmos, periodista de Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI).

Sostuvo que la red de corrupción es mayor a lo que se ha dicho, pues los 10.5 millones de dólares que se han dado a conocer y que habría recibido Lozoya Austin es, hasta ahora, sólo lo que se pagó en México por sobornos.

“Estamos cuantificando una cantidad mayor, estamos tratando de ubicarla y lo vamos a publicar en una siguiente investigación”, adelantó Olmos.

“Así como Peña Nieto recibió personalmente a Marcelo Odebrecht en Los Pinos, en 2011 Calderón también lo recibió en la residencia presidencial. Todo esto es desde que llegó una empresa cuyo común denominador es la corrupción a hacer negocios con la corrupción"
Rocío Nahle García, diputada de Morena

Nexos

  • El Procurador Raúl Cervantes Andrade formó parte del equipo de campaña de Enrique Peña Nieto junto con Emilio Lozoya

JJ/I