Premian 'Cántale a mi Jalisco', obra de un poblano

Redondo. Los tres sones ganadores serán grabados por el Mariachi Vargas de Tecalitlán como parte de la distinción. (Foto: Notimex)

Pese a ser un concurso que incentiva la composición, la innovación y la difusión del son jalisciense, fue un compositor originario de Puebla el ganador. Cántale a mi Jalisco fue la canción elegida de la primer Bienal de Composición de Nuevos Sones Jaliscienses Rubén Fuentes.

La pieza compuesta por el maestro Publio García Tello, originario de San Pedro Cholula, en Puebla, fue elegida por el jurado encabezado el propio Rubén Fuentes, celebrado compositor jalisciense reconocido por canciones como La Bikina, Cien años, Sabes una cosa y el mismísimo Son de La Negra. También fueron parte del jurado el director de la Orquesta Filarmónica de Querétaro, José Guadalupe Flores y la cantante Aida Cuevas, exponente de la música regional mexicana.

Publio García Tello es compositor y director del Mariachi Perla así como arreglista del Mariachi Monumental de Tehuacán. Después del anuncio ayer por la mañana, el ganador explicó a la prensa que para realizar esta composición estuvo estudiando los sentimientos que manifiestan en otros sones los amantes de Jalisco, una entidad que por sus influencias, entre las que se encuentran el propio Fuentes, conoce muy bien y se siente orgulloso de representarlas a través de sus letras.

“Como director también me importa ser parte de un sentimiento, y expresarlo con el corazón”, dijo.

Sobre la diferencia entre los sones, el maestro comentó que los de Jalisco son más alegres, pero que también “deben denotar menos dificultad armónica y es precisamente esa sencillez la que lo hace complicado de componer. En mi obra trato de conservar ese espíritu y que no se pierda ese matiz, es muy importante”.

Se dijo feliz por el premio y comentó que la suya es una carrera que preserva las tradiciones de toda una región la disciplina, pero sobre todo poner el corazón en cada una de las canciones, lo cuál es parte fundamental del trabajo.

El premio, que se le entregará el 14 de diciembre en Zapotlán el Grande, tiene un monto de 50 mil pesos, además de que la canción será grabada por el Mariachi Vargas de Tecalitlán.

Rubén Fuentes dijo sobre el premio, dedicado a su trayectoria, que le pareció que hubo una buena afluencia y que vio interés de parte de los compositores por concursar. Él mismo anunció al ganador ayer y decidió también que se diera premios al segundo y tercer lugar, quienes se repartirán 25 mil pesos que no estaban contemplados en el premio y que el propio compositor, originario de Zapotlán, otorgó. El gallito y Tequila serán los otros dos sones que se grabarán con el Vargas de Tecalitlán.

La convocatoria se lanzó en octubre del año pasado y concursaron 14 composiciones, 13 realizadas por varones y una por una mujer. Los participantes son originarios de Jalisco, Colima y Puebla.

Según Ricardo García Cauzor, rector del Centro Universitario del Sur, entidad que resguarda el premio, este certamen busca preservar la cultura de los sones en Jalisco, una manifestación tradicional que proviene de la Sierra Madre Occidental.

“Buscamos preservar la tradición reconociendo el trabajo de tantos compositores mexicanos que siguen innovando en ella”, comentó.

Para saber

El maestro Rubén Fuentes decidió aportar 25 mil pesos de su bolsa para repartir entre el segundo y tercer lugar, no contemplados originalmente

“(Los sones jaliscienses) deben denotar menos dificultad armónica y es precisamente esa sencillez la que lo hace complicado de componer”
Publio García Tello, compositor

14 composiciones aspiraron al premio

13 fueron realizadas por hombres y una solamente por una mujer

JJ/I