Saldremos de esta

Hoy no escribiré sobre beisbol, sobre alguna hazaña, una gran jugada, un récord alcanzado o un personaje sobresaliente del rey de los deportes.

 Estimados lectores, en este momento quiero compartir con ustedes lo que he vivido desde el pasado martes 19 de septiembre, una fecha que no podré olvidar y que ha marcado mi vida.

Tal vez ustedes no sepan que desde hace seis meses cambié mi residencia a la capital del país  y trabajo en el Tec de Monterrey campus Ciudad de México, sí, ése que se vio afectado y donde tuvimos pérdidas humanas.

No voy a contarles cómo vivimos en ese lugar el sismo, sino lo que he podido ver después de la tragedia, no solamente en la institución educativa, sino en la ciudad en general.

Me siento muy orgullosa de ser mexicana, de ver que cada uno, desde sus posibilidades, se ha sumado a favor de aquellos que han sufrido por este desastre.

Después de que la tierra se moviera, algunos edificios se han caído, uno muy cerca del lugar donde vivo. En cuanto supimos, compramos algunas cosas para llevar a los afectados y buscamos la manera de ayudar para sacar escombros, sin embargo, no nos dejaron llegar al lugar, debido a que en cuestión de minutos decenas de personas acudieron para ofrecerse como voluntarios.

Me sorprende la rapidez con la que los mexicanos han salido a las calles para ayudar, que a pesar del dolor que se siente por perder a un familiar o quedarse sin patrimonio, acuden a las zonas de desastre para hacerle ver a su prójimo que están ahí para lo que necesiten.

He visto que en cada ciudad y cada estado se han organizado para enviar ayuda a Morelos, Puebla, Ciudad de México, Oaxaca, Chiapas y Guerrero, hemos demostrado al mundo entero que los mexicanos sí podemos unirnos, que no somos indiferentes ante las tragedias y necesidades de los demás.

Agradezco a cada uno que se ha tomado el tiempo para escribirme un tuit, un correo o me han llamado para saber si necesitamos algo, deseo que este espíritu de solidaridad, apoyo, amor y compasión lo podamos mantener aunque los desastres hayan pasado.

Gracias México, estoy segura que saldremos de esta.

rebeca_ruiz86@hotmail.com

@Becks_Ruiz

JJ/I