Su compromiso: Ayudar al prójimo

Proyecto. Christopher Von Uckermann estrenará en 2018 la cinta El hubiera existe, que estelariza con Ana Serradilla. (Foto: Especial)

Su labor como actor y cantante ha trascendido en diferentes partes del mundo, sin embargo, Christopher Von Uckermann utiliza esta proyección que le dan sus diversos trabajos como figura pública para aportar un granito de arena a causas sociales que lo requieren.

Desde hace varios meses ha estado involucrado en proyectos de PETA y Green Peace, en los que se ha convertido en uno de los cientos de impulsores que buscan defender a los animales.

“Ahorita estoy apoyando en que cierren Sea World, en parte por este rollo de las orcas, que las capturan desde bebés. Estamos apoyando en eso, poco a poco se logran unas (misiones), otras se tardan más, pero vamos por buen camino”, confesó Christopher von Uckermann.

“No es una labor sencilla, porque hay mucho dinero involucrado, pero mientras más gente se entere de lo que sucede va a ser más fácil que puedan cerrar los parques”.

Y eso no es todo, desde que sucedió la catástrofe del temblor del 19 de septiembre en varios sitios de la República Mexicana, el actor se ha comprometido a ayudar a quienes están heridos, a los que perdieron su patrimonio y a los mismos que han levantado la mano para salvar vidas.

“Empezamos llevando equipo médico y medicinas a diferentes puntos de la ciudad, después asistiendo personas heridas por los temblores y montamos un grupo de 15 personas en el Monumento a Lázaro Cárdenas en el Parque España, en La Condesa, en México”, contó.

“Ahí teníamos un cuarteto de música clásica para que la gente se desahogara; llegaban rescatistas, bomberos se nos desplomaban llorando. Nuestro punto de apoyo creció y pudimos armar a los Topos con herramientas para que pudieran volver al campo de batalla otra vez”.

Y sin afán de protagonismo, el también cantante compartió su experiencia de estas últimas semanas, porque considera importante mostrar al mundo la tragedia que sacudió a México, pero también cómo todo el país se unió para ayudar al prójimo.

“Tuvimos mucho apoyo de la gente, tanto de Estados Unidos, de China, y de todo el mundo que nos ayudó muchísimo. Fue importante la unión, tanto de los millenials que hicieron un movimiento súper fuerte”, aseguró.

“Tengo amigos que siguen en campamentos, que siguen recibiendo víveres, y hay grupos de personas que siguen sin dormir, hay enfermos; el voluntariado se llega a enfermar más de los que esperan la ayuda”.

Alegra a la gente

Como protagonista de la cinta Cómo cortar a tu patán, junto con Mariana Treviño, Sebastián Zurita y Camila Sodi, Christopher sabe que es momento de ofrecer al público proyectos que lo haga reír, lo entretenga y se lleve un mensaje bonito durante las dos horas del filme.

“Esa es la intención, que se rían un rato. Están pasando muchas cosas de todo tipo, incluso de cuestiones políticas, y creo que debemos tener una práctica de positividad y si nosotros podemos hacerla a través del entretenimiento, por qué no darles un ratito de alegría”, comentó.

La película es la historia de Amanda (Treviño), una terapeuta que se enfoca a ayudar mujeres a terminar con relaciones destructivas, pero cuando se entera que su hermana Natalia (Sodi) está enamorada de un patán hará un plan que la enfrentará a su mayor miedo: el amor.

Cómo cortar a tu patán, dirigida por Gabriela Tagliavini y producida por Leonardo Zimbrón y Mónica Vargas, se estrenó el 6 de octubre en Estados Unidos y llega a las salas mexicanas este viernes.

Tiene buen click con Mariana

Una de las cosas que más le gustó a Christopher, de trabajar en Cómo cortar a tu patán, fue haber conocido a Mariana Treviño, a quien admiraba por su trabajo como actriz.

“Lo que me atrajo de este proyecto fue la misma Mariana Treviño, porque me gusta mucho el trabajo que ha hecho, pero poder trabajar con ella fue maravilloso. Desde que nos conocimos en los castings, porque  ella ya estaba en el proyecto, hubo muy buena química desde el comienzo”, dijo.

“De bloopers hay mucho material de las escenas, porque no parábamos de reír. Muchos compañeros dicen que esto no importa tanto (el sentido del humor), que vale más la cuestión actoral, pero realmente si hay armonía entre los actores importa muchísimo”.

“Conocimos a los dueños de dos perros que nos contaron unas anécdotas que ellos estaban entrenados para encontrar al hijo pero se fueron como voluntarios para encontrar gente. Fue impactante conocer su historia”

“Tengo amigos que siguen en campamentos, que siguen recibiendo víveres, y hay grupos de personas que siguen sin dormir, hay enfermos; el voluntariado se llega a enfermar más de los que esperan la ayuda”
Christopher Von Uckermann, actor

 

JJ/I