Candidata del gobernador violó derechos humanos

Cuestionada. Los antecedentes y su cercanía con el gobernador son criticados. (Foto: Especial)

Porque con su actuación entorpeció la procuración de la justicia, la Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco (CEDHJ) emitió una recomendación en contra de Lilia Iris Morán Ferrer, cuando en agosto de 2000 se desempeñaba como agente del Ministerio Público adscrita al área de homicidios de la desaparecida procuraduría general de justicia del estado.

Morán Ferrer forma parte de la terna que presentó el gobernador Jorge Aristóteles Sandoval Díaz para que el Congreso del Estado la tome en cuenta como fiscal anticorrupción. El mandatario envió la propuesta el lunes, pero ayer, después de reunirse con los integrantes del Comité de Participación Social del Sistema Estatal Anticorrupción, pidió que “se deje sin efecto”.

La queja contra Iris Morán fue presentada por el ciudadano Jorge R, quien pidió que se le tomara en cuenta como coadyuvante en las investigaciones por el homicidio de su hermano. En principio, la solicitud fue aceptada, pero después la ex funcionaria lo rechazó “con el pretexto de que tal reconocimiento lo hizo por las excesivas cargas de trabajo”.

Cuando la CEDHJ ofreció a Morán Ferrer llegar a un acuerdo a través de la conciliación, “ya que el acto reclamado es de los que pueden ser solucionados por esta vía”, la ex MP respondió que no podía porque ya había sido cambiada de adscripción.

Otros funcionarios, como el Ministerio Público que quedó a cargo de la investigación y el entonces procurador de justicia, Gerardo Octavio Solís Gómez, también se negaron a resolver, por lo que la CEDHJ consideró que “la actitud de estos servidores públicos vulneró normas constitucionales, instrumentos internacionales y leyes estatales y mostró insensibilidad hacia los familiares de las víctimas de delito”.

Al ser requerida por la comisión, Iris Morán aceptó que tuvo a su cargo la integración de la averiguación previa 1304/99, relacionada con el homicidio del hermano de quien presentó la queja. Aseguró que la persona sí fue atendida e incluso algunos de los señalamientos que hizo fueron tomados en cuenta.

Agregó que “aun cuando por un error involuntario y humano derivado de las excesivas cargas de trabajo existentes en la Agencia del Ministerio Público, en uno de los cuerdos ministeriales se le tuvo promoviendo” como coadyuvante, después la falla “se subsanó”.

Por ello, se pidió al ex procurador que comenzara un procedimiento administrativo en contra de Lilia Iris Morán y que analizara jurídicamente su proceder.

Señalamiento

La recomendación tuvo lugar en agosto de 2000

JJ/I