El cerebro

Nuestro cerebro es el órgano más complejo del cuerpo humano y a pesar de la enorme importancia que tiene para nuestras vidas aún desconocemos muchas cosas de él. Todas nuestras emociones, como el amor, el odio, el miedo, la alegría y la tristeza, están controladas por él además de que se encarga de recibir e interpretar las innumerables señales que llegan desde nuestro cuerpo y entorno.

Algunos científicos calculan que nuestro cerebro tiene aproximadamente 86 mil millones de neuronas, una cantidad que se acerca mucho a la cantidad de estrellas que existen en nuestra Vía Láctea, además representa aproximadamente 2.3 por ciento del peso corporal, gasta hasta 20 por ciento del oxígeno del cuerpo y requiere cerca de 50 por ciento de la glucosa que consumimos.

Cada una de nuestras neuronas se comunica con otras y así sucesivamente hasta llegar a tener miles de conexiones. Cada vez que tenemos una idea o generamos algún nuevo recuerdo, creamos nuevas conexiones cerebrales. Eso significa que ahora mismo, al estar leyendo este texto, estas creando nuevas conexiones en tu cerebro o utilizando otras ya existentes.

Así como es una maravilla también es una estructura anatómica muy sensible ante cualquier daño o alteración, ya que cualquier lesión física o desequilibrio químico puede producir diferentes tipos de alteraciones y lesiones encefálicas graves con repercusiones en nuestra manera de funcionar.

Por ejemplo, ciertas enfermedades psiquiátricas pueden estar causadas por alteraciones en la producción y en la actividad celular de algunas de las sustancias que se liberan en nuestro cerebro; también puede ser que después de un golpe en la cabeza, una persona pueda quedar aturdida o conmocionada o permanecer inconsciente por un momento, pero si el golpe es más fuerte y se produce una hemorragia o un edema, puede dar lugar a un fuerte dolor de cabeza, parálisis, convulsiones o una ceguera temporal, según el área afectada.

Otros padecimientos pueden aparecer como consecuencia de una lesión local, exposición a algunos productos tóxicos como el alcohol o el plomo, a causa de una infección bacteriana o de un defecto anatómico congénito, es por esto que dada la importancia que tiene, miles de especialistas se dedican al estudio de nuestro cerebro y el sistema nervioso para poder comprender mejor su funcionamiento y entender como sus procesos actúan en el papel del aprendizaje, las emociones y nuestro actuar en la vida diaria, proporcionándonos mejores y nuevos conocimientos que permitan atender a las personas que sufren de alguna afectación por daño cerebral.

Juan_11_44@hotmail.com

FV/I