'Años salvajes', de William Finnegan, llega a México

Autobiografía. El autor refleja sus propias experiencias en el mundo del surfeo. (Foto: Especial)

Con una impecable traducción al español debida a Eduardo Jordá, llegó a México el libro Años salvajes, de William Finnegan (Nueva York, 1952) reconocido escritor, periodista y staff writer de la revista The New Yorker desde 1987.

Se trata de un libro esperado por la legión de lectores de William Finnegan, entre otras cosas, porque llega a México precedido de la fama que le granjeó haber ganado el Premio Pulitzer en 2016 y los galardones Euskadi de Plata y Prix América, ambos en 2017.

Es una fascinante historia de aventuras y a la vez de una reflexión sobre el ser humano, la amistad y la familia. La novela autobiográfica habla de una obsesión, la de William Finnegan con el surf, deporte que comenzó a hacer desde pequeño en Hawái y California.

En los años 70, tras finalizar sus estudios universitarios, su pasión le llevó a dejarlo todo y emprender un viaje iniciático por Samoa, Indonesia, Fiyi, Java, Australia y Sudáfrica. En sus palabras, ese periplo le reveló cosas interesantes, dentro y fuera de él mismo.

Al mismo tiempo, ha confesado, este precario y singular viaje, por tierras cada vez más salvajes, y en el que varias veces estuvo al borde de la muerte, terminó llevándolo de vuelta a su país, donde se convertiría en un reconocido escritor y corresponsal de guerra.

En Estados Unidos, pese a su nuevo trabajo, su pasión por las olas se ha mantenido intacta, pues continúa su búsqueda de la “ola perfecta”, es decir, la más grande, la más rápida, la más peligrosa, y espera toparse con ella en San Francisco, la Costa Este (Estados Unidos) o en Madeira (Portugal).

Una búsqueda incesante que es, también, la del sentido de su existencia. “Años salvajes” es una fascinante historia de aventuras y una autobiografía literaria de primerísimo nivel. Es, además, y sin ningún género de dudas, el mejor libro sobre surf que se haya escrito nunca.

Unas memorias en las que confiesa su pasión por el deporte del surf y cómo esta ha conformado su vida y su vocación. Finnegan ha escrito sobre el apartheid y la desigualdad en Estados Unidos y ha cubierto conflictos en todo el mundo, desde Sudán hasta los Balcanes.

Sin embargo, la búsqueda incesante de la “ola perfecta”, en nuevos escenarios, no ha amainado, porque para él es indisociable a la del sentido de su existencia. Es por eso que sus artículos y reportajes han recibido diversos premios y distinciones en varios países.

FV/I