Quinto Patio

El precandidato naranja a la gubernatura, Enrique Alfaro, denunció anoche poco antes de las 20 horas que minutos antes, en un puente muy oscuro cerca de Cañadas de Obregón y rumbo a Jalos, con su equipo fue objeto “de un evidente acto de intimidación por parte de la Policía estatal. Con armas largas por delante, fuimos amenazados sin razón alguna”.

Alfaro exigió en redes sociales al gobernador “que detenga estos irresponsables actos” y lo hizo responsable de su seguridad y la del equipo de campaña. “Lo que fue un irresponsable acto de intimidación pudo convertirse en una tragedia”, advirtió. Fueron dos patrullas de la policía estatal que buscaron provocar, dijo en Jalos, y acusó a la Fiscalía Estatal de ser usada para asustar a los adversarios políticos. Casi dos horas después la fiscalía no había dicho nadita.

***

Ya que mencionamos a Cañadas de Obregón, anotemos que la regidora del PRI en ese municipio Catalina Mejía Alvarado y su esposo, Héctor Chávez Saldívar, fueron denunciados ante la Fiscalía General por presuntas agresiones físicas en contra de la activista Emma Juárez García. “Denunciamos que esta agresión y provocación no es un hecho aislado y está orquestado por un grupo de choque priísta que pretende imponer la Presa El Zapotillo-Acueducto Zapotillo-León y que opera en favor del gobierno y las empresas constructoras”, señalaron el Comité Salvemos Temacapulín, Acasico y Palmarejo y otros firmantes.

Que esto sucedió el 6 de enero en las fiestas tradicionales de la Virgen de los Remedios por diferencias respecto al programa previamente acordado por el Comité de Hijos Ausentes, que se ha sumado a la lucha contra la polémica obra con la que se inundarían los tres poblados referidos. Así las cosas en Cañadas.

***

Aprovechando que las precampañas no son campañas (por lo menos en los tiempos oficiales) y que por lo tanto no hay reglas, además de que los cargos de elección no tienen horarios fijos, los funcionarios públicos aparecen en actos de sus partidos en horas que (se supone) tendrían que estar trabajando.

Son los casos del alcalde de Zapotlán el Grande, José Luis Orozco, quien este lunes publicó en sus cuentas de redes sociales que dejó la chamba para acompañar al precandidato del PRI a gobernador PRI, Miguel Castro Reynoso (@micasrey). Ayer hizo lo propio el primer edil de San Gabriel, César Rodríguez. Esperemos que ambos hayan pedido que les descontaran el día. ¿O qué?

***

Escena 1: En el Congreso del Estado los coordinadores de toooodas las fracciones parlamentarias se pronunciaron en contra de la sentencia emitida por la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación que avaló que chiras pelas el contralor interno que nombraron los legisladores para el Tribunal Electoral del Estado. Aquí hubo enfrentamiento.

Escena 2: La Comisión Estatal de Derechos Humanos organizó un recibimiento oficial del nuevo contralor interno, elegido por el Congreso del Estado. El organismo invitó al Comité de Participación Social para que atestiguara el recibimiento, al tiempo que reconoció su trabajo y llamó a fortalecerlo. Eso al margen de que llamó a revisar el marco normativo del Sistema Estatal Anticorrupción. Acá, el tono fue otro.

***

De la auditoría externa al Ipejal nada se sabe ni rastro hay. El ex súper secretario Francisco Ayón, que encabezó el Ipejal, nada dijo de ese pendientito antes de buscar una candidatura. La empresa Abengoa, en la que el Ipejal invirtió alrededor de 600 millones de pesos, está al borde de la extinción y nomás no se ve claro qué onda con la cuantiosa suma.

Desde hace más de un año y medio, el hoy alcalde tapatío con licencia, Enrique Alfaro, aseguró que no quitaría el dedo del renglón para exigir que se aclararan los presuntos malos manejos en el organismo que maneja los recursos de trabajadores públicos. Sin embargo, es fecha que en el ayuntamiento tapatío no saben siquiera si se inició el proceso. ¿Alguien lo sabe?

qp@ntrguadalajara.com

JJ/I