Alumnos buscan restaurar Tlaquiltenango

SEGUIMIENTO. La idea no es solamente enfocada a la restauración de las viviendas, sino a la de todo tipo de estructuras; además de lograr reducir las necesidades de los habitantes. (Foto: Especial)

Durante meses, 11 alumnos del noveno semestre de la licenciatura en Arquitectura del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño (CUAAD) trabajaron sobre la restauración del municipio de Tlaquiltenango, Morelos; uno de los lugares más afectados después del terremoto del 19 de septiembre del pasado año.

Una tesis de más de 400 páginas fue el resultado de la investigación en la que cada uno de los alumnos evaluó las condiciones actuales del municipio para dar pie a soluciones viables que transformen las condiciones del mismo.

Una escuela primaria, escuela integral de artes, casa de la cultura, centro de desarrollo comunitario, mercado público, centro de salud con hospitalización, centro acuático de alto rendimiento, módulo deportivo, unidad de protección civil y una comandancia de policía, son las construcciones propuestas por los alumnos.

“Hicimos una investigación para hacer una intervención del municipio, pues después del terremoto del año pasado fue uno de los más afectados, así que de parte de rectoría general y posteriormente de la rectoría de nuestro centro se nos hizo trabajar la tesis. El trabajo fue desde la evaluación de los daños ocurridos, analógicos en acontecimientos similares, cómo es que se intervino para dar soluciones”, explicó José Blanco Rodríguez, uno de los alumnos.

Blanco dijo que la idea no era solamente enfocada a la restauración de casa, sino a la de todo tipo de estructuras; además de lograr reducir las necesidades de los habitantes.

“Cada compañero llegó a que la construcción de la vivienda no era solamente la solución, que si se propone y que es un vivienda de tipo modular, pero como vimos que se tiene una carencia en el equipamiento urbano, se optó por también atender esta carencia”, mencionó.

El alumno resaltó que el municipio tiene un gran auge turístico, gracias al parque acuático El Rollo, uno de los más importantes del país y del que se sostiene la población, por lo que les pareció viable la creación de centros recreativos para los habitantes.

“La mayoría de este tipo de lugares se tienen al centro de Cuernavaca; ésta es una opción para el sur del estado de Morelos para que también tenga un alto desarrollo deportivo y de recreación”.

Alejandro Vicente Alvidres, docente de la materia de tesis 1 mencionó que debido a las condiciones del municipio, los alumnos no pudieron tener una visita, pero se mantuvieron en contacto para conocer el clima.

El maestro resaltó que es la primera vez que se trabaja en una actividad de este tipo, pero que se planea continuar con ellas los próximos semestres: “Primero nos dijeron que sería un municipio de Oaxaca, pero al ser uno de los más afectados se decidió trabajar acá. La idea es que el próximo semestre se continúe con la investigación pero ahora se trabaje desde el punto de la construcción y no sólo la teoría, para después darle aplicación”.

La realización de maquetas sobre la estructura y el diseño de los edificios y viviendas propuestas será la continuidad del trabajo.

______________

FRASE

“La mayoría de este tipo de lugares se tienen al centro de Cuernavaca; ésta es una opción para el sur del estado de Morelos para que también tenga un alto desarrollo deportivo y de recreación”
José Blanco Rodríguez, alumno del CUAAD

Los estragos

Luego del terremoto del 19 de septiembre pasado, el Ayuntamiento de Tlaquiltenango confirmó que se presentaron daños graves en diferentes partes del municipio, con motivo del sismo del pasado 19 de septiembre.

El registro fue de más de 185 viviendas con pérdida total en la cabecera municipal; 360 viviendas con serias afectaciones e inhabitables; más de 60 bardas que colapsaron; daños severos en instituciones educativas y en el exconvento de Santo Domingo de Guzmán, así como en el Ayuntamiento.

De la misma manera  el puente de la colonia Celerino Manzanares tuvo una grave fractura.

En el balneario Las Huertas sus aguas termales sufrieron una transformación que las convirtió en amarillentas, por lo que perdió su atractivo.

JJ/I