¿Licitación a toda máquina?

2019-03-25 23:25:26

El gobernador Enrique Alfaro Ramírez, durante la entrega de maquinaria con una inversión de poco más de 3 mil 600 millones de pesos el sábado, dijo a los asistentes:

“Les pido entender algo: el dinero de este programa no es del gobernador, es dinero del pueblo de Jalisco y se usará bien. Queda el compromiso de no dar margen a la corrupción, no vamos a robarnos el dinero de la gente. Usémoslo bien, para eso es. No son regalos de gobernantes, es dinero para uso público. Confío, presidentes municipales, harán su parte…”.

Cuando el gobernador Alfaro emprendió hace algunas semanas su campaña de publicidad en redes sociales del llamado programa ¡A Toda Máquina!, no fueron pocas las voces que preguntaron si ya se había realizado la licitación correspondiente, cuándo y quien había sido el ganador, pero las autoridades estatales guardaron silencio.

Por Twitter lo mismo le pregunté al presidente del Congreso, Salvador Caro Cabrera, de quien sólo recibí un eterno silencio, así como al titular de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, Alberto Esquer, quien por la misma vía me respondió que todo estaba en regla y que la licitación se realizó a partir de enero, ofreciéndose a mostrarme la información, la que obtuve por otra vía.

Y, efectivamente, el proceso de licitación pública local 01/2019 con concurrencia del comité denominada Servicios de arrendamiento puro de maquinaria pesada, equipo y accesorios para la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader), se desahogó en 18 días a partir de la publicación de la convocatoria en el portal de compras y/o el SECG, el 28 de enero, hasta el 12 de febrero cuando se dio a conocer el fallo.

Se registraron cuatro empresas: Operadora de Servicios Mega, SA de CV, del empresario Guillermo Romo, de la familia tequilera Romo de la Peña; Avancap, SA de CV; Mañarina, SAPI de CV, y Promotora Diesel, SA de CV. Estas dos últimas no entregaron toda la documentación, por lo que no se abrieron los sobres con sus propuestas económicas. De las dos restantes, la adjudicación de arrendamiento fue para Operadora de Servicios Mega “por un monto de $3,634’047,329.90 (tres mil seiscientos treinta cuatro millones cuarenta y siete mil trescientos veintinueve pesos 90/100”.

Algo que llama mucho la atención es que no obstante ser una licitación por poco más de 3 mil 600 millones de pesos –no es una cantidad menor–, el Resolutivo 02/2019, donde se designa al ganador, no fue firmado por el presidente del Comité de Adquisiciones, el secretario de Administración, Esteban Petersen Cortés, y en su lugar firmó su suplente y director general de Abastecimiento, Luis Arturo López Sahagún, ex tesorero del partido Movimiento Ciudadano, y a cuyo nombre estaba el vehículo que en 2016 fue detenido por la Policía Federal a la altura de Ciudad Guzmán y que trasladaba 14 cajas con 100 mil boletas apócrifas de la elección extraordinaria en Colima cruzadas a favor del PAN.

¿Por qué razón el secretario de Administración, en su calidad de presidente del Comité de Adquisiciones, no firmó el resolutivo? ¿Es normal una situación así, no obstante el monto de la adjudicación? ¿Por qué se trianguló la renta de maquinaria Caterpillar, mediante la licitación ganada por Operadora de Servicios Mega, SA de CV, y no se rentó directamente los módulos de maquinaria a la misma empresa Caterpillar que ofrece también ese servicio, según su portal en Internet, con lo que quizás hubiese sido más barato? ¿Cuál fue el propósito de buscar un intermediario?

Por cierto, en los corrillos políticos y entre algunos alfaristas corre la versión de que el amigo tequilero que, según Mirza Flores, regaló los boletos para el juego de Los Lakers llevaría por apellido Romo, pero no hay nada que lo confirme.

ES TODO, nos leeremos ENTRE SEMANA.

JJ/I

 
Derechos reservados ® ntrguadalajara.com