Harry Styles, lo prometido es deuda

2022-11-21 06:00:00

EUFORIA. Uno de los momentos más significativos de la noche fue cuando levantó la bandera de México. (Foto: Especial)

La espera por fin terminó. Los fanáticos habían esperado desde 2019 para poder ver a Harry Styles en acción y la noche del domingo pudo cumplirse ese sueño en el primer concierto que el artista británico ofreció en México, siendo Guadalajara el destino inicial de su gira Harry Styles Love on tour.

Las puertas de la Arena VFG se abrieron a las 17 horas, pero el ‘Efecto Harry’ es tan fuerte que desde medio día se observaba a gente afuera del recinto esperando poder entrar o encontrar boletos disponibles para presenciar el concierto.

En punto de las 20 horas, con la arena ya a aproximadamente 70 por ciento de su capacidad, la cantante jamaiquina Koffee abrió el concierto del ex integrante de One Direction, donde todos los presentes la recibieron con gritos y aplausos, pero nada se comparó con el momento en que Styles dio entrada al escenario a las 21 horas, el recinto ya se encontraba lleno y el artista decidió comenzar el espectáculo con una de sus canciones más populares en este momento: Music for a sushi restaurant.

Siguió con Golden y Adore you, una de las favoritas de los y las presentes que coreaban el sencillo son dejar escuchar nada más alrededor.

“Buenas noches México, estoy muy feliz de estar de vuelta en este país, tenía muchas ganas de verlos, nuestro trabajo es entretenerlos, vamos a empezar con esto, ¿me ayudan?”, fueron las primeras palabras de Harry hacia el público para luego seguir con su repertorio con canciones como Cinema, Daylight, Keep driving y She.

En esta última canción el cantante británico alzó por unos segundos una bandera de México que le obsequiaron desde el público y minutos después también ondeó una bandera de la comunidad LGBTTTIQ+ y se probó algunos de los sombreros que recibió de sus fanáticos y fanáticas.

Como es una costumbre en sus conciertos, Harry decidió leer algunos de los carteles que el público llevaba, tal fue el caso de Karla, una joven que decidió no irse de crucero con su novio para poder asistir al concierto. “Entonces haré todo lo que esté a mi alcance porque valga la pena

Se trató de un concierto de poco más de 90 minutos, pero que dejó a todos los asistentes con un gran sabor de boca.

Harry decidió que la Perla Tapatía fuera la primera sede de su gira por el país. Luego de este concierto le espera una fecha más en Monterrey, hoy, 22 de noviembre y luego estará dos fechas en el Foro Sol de Ciudad de México (24 y 25 de noviembre).

jl/I

 
Derechos reservados ® ntrguadalajara.com