INICIO > OPINION
A-  | A  | A+

Calificaciones

Muchos jueces son incorruptibles, nadie puede inducirlos a hacer justicia
Bertolt Brecht

Cosa extraordinaria. En su cotidiana mañanera de ayer, el presidente López Obrador no descalificó las marchas que se realizaron el domingo en más de una veintena de ciudades –incluidas desde luego la Ciudad de México y Guadalajara– en contra de sus decisiones de gobierno, de sus ocurrencias y caprichos. Por el contrario, señaló que todos tenemos derecho a manifestarnos y que es algo que él respeta.

No es cosa menor considerando que en los mensajes de las pancartas que muchos de los participantes llevaban no le iba nada bien, pues las hubo de todos los colores y sabores. Desde las que de plano pedían su renuncia o criticaban los cierres de dependencias y ceses fulminantes ilegales del personal hasta las que lo criticaban por la cancelación del NAIM o del subsidio a las estancias infantiles, la pretendida intromisión en el Poder Judicial y el perdón a un montón de criminales así como de los ex gobernadores corruptos que saquearon las arcas de las entidades que encabezaron.

Tema aparte fue el recurrente reclamo de los manifestantes por el permanente discurso que divide a los mexicanos entre fifís y chairos. La ciudadanía se manifestó clara y contundente: no somos ni lo uno ni lo otro; todos somos mexicanos. Quedó demostrado el gran descontento de los participantes en la protesta respecto del discurso de discordia y división utilizado por Andrés Manuel López Obrador constantemente –podría decirse que todos los días, en un momento o en otro–, que ha sido considerado como factor de división entre la población: estás conmigo o contra mí, sin espacios intermedios, y eso es motivo de rechazo hacia los mensajes presidenciales.

Finalmente, hubo fuentes fidedignas que cuantificaron la asistencia a las marchas y hay dos que son relevantes: en la Ciudad de México –dónde han gobernado AMLO, Ebrard y, actualmente, Sheinbaum– se calculó que los asistentes rondaron los 50 mil; en Guadalajara se calculan alrededor de 2 mil.

Sin embargo, no han faltado quienes buscan minimizarlo en declaraciones públicas. Concretamente, es de pena observar la autocensura que aplican los medios, en especial los llamados nacionales, que casi ignoraron los eventos, pocos diarios publicaron fotos o mencionaron las marchas en sus portadas y en las radiodifusoras y televisoras los minimizaron. Como dicen los clásicos: para tener la lengua larga es necesario tener la cola corta y, al parecer, ese autocontrol de contenidos apunta a que las colas de todos esos son kilométricas, mientras sus picos no van más allá del tamaño del grano de un adolescente.

El fuego…

Ante las complicaciones que el presidente ha tenido para meterle mano al Poder Judicial de la Federación, decidió nombrar al gobernador de Jalisco responsable de mostrar la corrupción que campea en ese poder. El propio Enrique Alfaro ha querido meter las manos en el nombramiento de jueces, para lo cual embarcó a Salvador Caro –líder de la bancada naranja en el Congreso local– a defender la idea de que el gobernador debe intervenir en el nombramiento de magistrados para evitar el reparto de cuotas partidistas dentro de ese poder. De entrada, Morena rechazó la propuesta, aunque ahora que el gobernador cuenta con la bendición de AMLO en lo federal, muy probablemente cambiarán de parecer.

…y las castañas

Como sea, si a López Obrador se le enredó la intención de meterse en esos lodazales, se ve difícil que Alfaro consiga sacarles las castañas del fuego. Sin duda, el Poder Judicial tiene mucha cola que le pisen, pero también hay ahí gente honorable que no tiene por qué pagar culpas ajenas. No se ve fácil la tarea encomendada a Alfaro por AMLO. Menos aún que el Congreso local le autorice participar en los nombramientos judiciales como pretende.

Colofón…

Aunque se han acallado las menciones sobre A Toda Máquina, el espinoso asunto del programa estelar del gobierno alfarista, sabemos que el tema continúa vigente y, se dice, surgirán más datos que en nada contribuirán a mejorar la posición del góber que ocupa el lugar número 20 de 32 en las calificaciones nacionales de aprobación y desempeño.

@BenitoMArteaga

bmacoladeleon@gmail.com

JJ/I