INICIO > OPINION
A-  | A  | A+

Zar de alberca

Al amigo L. Jorge y su breve trayectoria acuática

 

 

Se le festejaron 45 años de trayectoria acuática, parece poco tiempo cuando se mira atrás, pero es toda una vida, qué fácil escribirlo y más fácil decirlo.

Nos parece es el mejor y el zar de las albercas de la zona Occidente del país (no dudamos haya más), pero es el único que conocemos que tiene una intuición de la A hasta la Z acerca de las albercas.

Es capaz de escoger el terreno, diseñar y no sólo construir una, sino también tiene el potencial de ser el director general de ésta. Sí, es capaz de ser desde el director técnico hasta el que limpia y aspira el lugar; se las sabe de todas, todas.

El haber crecido en el ambiente de la natación allá por la década de los 70 del siglo pasado y su misma formación en el área de las ingenierías, junto con su perspicacia por dicha disciplina deportiva, lo ha convertido en el gran conocedor y manejador de albercas.

Sin duda un merecido homenaje por sus familiares, amigos y compañeros de trabajo que le brindaron hace unos días en uno de sus proyectos denominado Cencalli Natación y con ello uno de los pioneros de la natación contemporánea de Jalisco.

Podemos afirmar que es de la tercera generación de entrenadores y promotores de la natación en el estado. La primera fue Fidel Kosonoy, en el extinto Club Atlas Paradero (rumbo a Tlaquepaque), y Elpidio Sánchez del Club Guadalajara; nadadores primero y entrenadores después, desde los años 40. Posteriormente llegaron José Álvarez, que emigró del Club Atlas al Club Guadalajara, y ahí mismo llegó Luis Mejía que fue la segunda generación de entrenadores de natación en el estado; atrás de ellos llegó Luis Jorge Ramírez junto con otros colegas.

Verdaderamente parece una muy breve trayectoria profesional y de desarrollo, pero haber pasado, construido y desarrollado un par de albercas se dice fácil, una verdadera proeza haberlo hecho y más cuando hace tres a cuatro décadas hablar de albercas privadas era un sueño, un sueño que este hombre hizo realidad.

El primero que se atrevió a desarrollar un proyecto acuático en la frontera de la afamada Calzada Independencia, ya que no existía alberca privada en la zona, específicamente para la enseñanza y el entrenamiento de dicha disciplina deportiva, todo un reto y concretarlo, ya no hablemos de los proyectos realizados en la zona Poniente de Guadalajara, sin miramientos, es el zar de la alberca.

gustavonunom@gmx.com

JJ/I