La magia de los cisnes vuelve al Metropolitano

Temporada. La serie de funciones, cuyas entradas van de 202 a 562 pesos, tendrá algunas modificaciones tanto en la producción como en los aspectos técnicos de la compañía. (Foto: Grisel Pajarito)

De nueva cuenta, la magia de las doncellas, los hechizos y el amor se apoderarán del Parque Metropolitano, cuando el Ballet de Jalisco presente El lago de los cisnes, del 19 al 28 de octubre.

Nada mejor que un verdadero lago, la naturaleza y el mapping para adentrar al público en un clásico inspirado en la obra original de Marius Petipa, con música de Tchaikovsky.

El Lago de los cisnes es un gran clásico, algo que todas las compañías quieren montar y el Ballet de Jalisco, gracias al trabajo de los bailarines, de su director y los maestros, tiene la oportunidad de montarlo por segunda ocasión”, dijo Myriam Vachez Plagnol, secretaria de Cultura de Jalisco.

“En esta edición hay algunas mejoras en el escenario, va a ser más grande, va a estar más cerca de la gente. Es un espectáculo que realmente es mágico, hay un mapping precioso, se vuelve un lugar mágico donde se mueven los árboles, luego se convierte en un castillo, en fin, realmente lo recomendamos mucho”.

El Lago de los cisnes es una de las piezas clásicas y se basa en una leyenda germánica que cuenta cómo unas jóvenes fueron convertidas en cisnes y por las noches recuperan su forma humana. El príncipe Sigfrido, que en el primer acto ha celebrado su cumpleaños, sale de caza con sus amigos y se encuentra con Odette a quien hace una promesa de amor para deshacer este hechizo.

“Estamos orgullosos de esta segunda temporada. Esta producción al aire libre, con la amplitud del escenario y la producción es muy agradable. Este lunes ya comienzan los ensayos en el Parque Metropolitano para que todo quede maravilloso”, comentó el director del Ballet de Jalisco, Dariusz Blajer.

“Han sido meses de ensayos extenuantes, estoy muy contento con el trabajo de todos los bailarines, estamos dejando el corazón en la obra, es un clásico que no debe faltar en el repertorio de un ballet de nivel”.

En escena estarán alrededor de 24 bailarinas interpretando a las doncellas que el hechicero Von Rothbart convirtió en cisnes, además de la reina cisne Odette, que interpretará Isabel Esparza y el príncipe, que bailará Carlos Bravo. En total son 45 bailarines en la escena.

En esta ocasión, 2 metros y medio del escenario estarán sobre el lago para estar más cerca del público y así se apreciará más la magnificencia del parque, la producción y el nivel profesional del ballet.

“Sin duda Odette es uno de los personajes que millones de niñas sueñan con interpretar algún día, es un personaje muy difícil como bailarina porque hay que tener una técnica muy limpia, muy bonita, y a pesar de la dificultad técnica, debes de mantener la suavidad y dulzura de un cisne”, aseguró Isabel Esparza.

CIFRAS

  • 45 bailarines
  • 7 funciones
  • 3 años lleva Isabel Esparza, quien da vida a Odette, en el Ballet de Jalisco
  • 900 asistentes se esperan por función

Apúntalo

El ingreso será por las Torres Amarillas y se contará con 300 cajones de estacionamiento en el espacio ubicado en las calles Sebastian Bach e Independencia

JJ/I