INICIO > OPINION
A-  | A  | A+

Quinto Patio

A los diputados panista Claudia Murguía y perredista Enrique Velázquez más de algún familiar de desaparecidos quisiera jalarles alguna oreja y llevarlos al patio central para que los escuchen, y es que la desesperación de no ser tomados en cuenta es grande. Lo vimos. Ambos, como titulares de las comisiones de Puntos Constitucionales y de Seguridad y Justicia, respectivamente, son los que van a dictaminar las leyes de declaración de ausencia, de atención a víctimas y de personas desaparecidas, y por eso debieran estar sensibles con los temas.

Ayer ya acudió la morenista Erika Pérez, de la Comisión de Estudios Legislativos, y continuó el panista Jorge González, de la Comisión de Derechos Humanos. Cuando menos ellos no pueden faltar. Total, que hoy será clave. Si acuden los diputados, todo será terso en la retroalimentación y los apoyos para hacer la ley, y si no, habrá pleito y problemas. Habrá que revisar cuántos de los 38 legisladores están interesados en el tema, y aquí contaremos cuántos llegaron.

***

Añadamos que, por cierto, los legisladores de la Comisión de Movilidad se molestaron y calificaron como falta de respeto que la comisaria vial, Blanca Minerva Magaña, los dejara vestidos y alborotados, que diga, plantados. Y se les notaba el enojo a los diputados, pero estos mismos son los que ni siquiera se asomaron a las mesas de trabajo para observar, escuchar, poner atención y conocer los señalamientos y propuestas para que se haga justicia y se conozca la verdad en el grave tema de los desaparecidos en Jalisco. Ojalá adviertan que esos sentimientos de impotencia y frustración es lo que también enfrentan las familias con desaparecidos.

***

Un día violento fue ayer. Desde antes del amanecer se soltaron las balaceras. Tonalá, Guadalajara y Encarnación de Díaz vivieron momentos de terror debido a los tiroteos que hubo en sus territorios, cada uno en circunstancias muy distintas. En La Chona parece como que le daban la razón a la cantaleta del gobierno, según la cual se están matando entre ellos, porque se trató de un enfrentamiento entre dos grupos de personas armadas con saldo de un fallecido.

En Tonalá fueron agentes policiales contra agresores que aparentemente pertenecían a un grupo criminal. Y en Guadalajara posiblemente fueron delincuentes comunes dedicados al robo de vehículos que toparon con policías en el momento que menos lo esperaban. Todo esto en la tierra feliz, donde tooooodo mejora, donde los delitos van a la baja y los homicidios están contenidos.

***

“Quiero sacar a Morena de este marasmo, se ha achicado estos últimos meses, se ha ausentado de los grandes cambios nacionales. Se la pasan en la barandilla y en los juzgados de los tribunales, en una situación desgastante que ya tiene harta a la militancia, por eso la resolución unánime lo que refleja es un reclamo que nos hacen los militantes, que dicen ¡ya basta que todo el tiempo se la pasen peleando en los tribunales!”. Lo dijo a esta vecindad el recién electo como dirigente nacional de Morena, Alfonso Ramírez Cuéllar.

¿Y en Jalisco? ¿Cómo van los pleitos entre los grupos de Morena? Bueno, ante la Comisión de Honestidad y Justicia de Morena nacional, Laura Patricia Zepeda Valdez, militante de Morena Jalisco, interpuso una queja en contra de Hugo Rodríguez, a quien dijo desconocen ella y otros integrantes, como delegado del partido. Nada más recordemos cómo hasta gente armada apareció en octubre de 2019 en asambleas de Morena. Los agarrones internos, que no debates, seguirán. Eso dice el oráculo de la grilla.

***

¿Y las medicinas, señores?, es un reclamo nacional. Y en Jalisco tronó ayer de manera estentórea.

qp@ntrguadalajara.com

jl/I